Sillas alta y baja para ejercicios pilates

Sillas alta y baja para ejercicios pilates

Sillas alta y baja para ejercicios pilates

 

A la hora de practicar el método Pilates bien es sabido que se puede hacer uso de las sillas, ahora bien hay que saber diferenciar los distintos tipos de sillas y para que sirve cada uno. Con las sillas se pueden realizar una diversidad de ejercicios, es una máquina que puede resultar muy útil en lugares como un hogar o en los centros deportivos o gimnasios especializados en el método Pilates.

Existen dos tipos de sillas Pilates:

–          Chair o silla alta Pilates

Esta silla alta Pilates es muy moderna, es lo más parecido a una silla común, ella contiene dos barres en sus laterales que van a servir para sujetarse a la hora de realizar los diferentes ejercicios. Además tiene un pádel sujeto para cuando se realicen resistencias.

Los ejercicios pilates realizados en este tipo de silla son principalmente de resistencia, es vital tener una postura correcta de la columna y de la caja. Para la realización de los ejercicios en esta silla se requiere mucha práctica y concentración, además de esto es necesario tener una adecuada respiración ya que es posible cansarse antes de lo esperado si no se controla. Está fue una máquina diseñada por Joseph Pilates la cual está centrada básicamente en los ejercicios de las rodillas y de los pies.

–          Silla baja Pilates

La silla baja Pilates se utiliza para la realización de ejercicios pilates en los que se trabajan los músculos de las piernas. Es una silla que también tiene cierto parecido a una silla común, pero en esta silla se colocan unos pedales que contienen unos muelles que pueden quitarse o ponerse a nuestro gusto para de esta forma medir la resistencia. Además de ejercitar las piernas también se pueden ejercitar los brazos con los soportes que tiene en sus laterales. Por otro lado tiene un disco giratorio con el que se pueden realizar una serie de ejercicios para el abdomen o la cintura.